CIUDAD DE MÉXICO, 10 de febrero, (VIBRACIONES CAPITAL / CÍRCULO DIGITAL).- Frente a las amenazas del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, el país ha resistido y defendido los derechos de los connacionales y los principios constitucionales con responsabilidad, afirmó el presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara de Diputados, Víctor Manuel Giorgana Jiménez.

Durante los Diálogos Constitucionales, que organiza el Centro de Estudios de Derecho e Investigaciones Parlamentarias, en el marco de los festejos del Centenario de la Constitución Política de 1917, indicó que en la actualidad México tiene un papel destacado en los distintos organismos multilaterales y, de manera especial, en la coyuntura que vivimos.

México es protagonista en las relaciones en el continente americano, particularmente con Estados Unidos y Canadá, lo que ha generado que esa parte geográfica sea analizada principalmente por el llamado a un nuevo orden internacional promovido por el mandatario estadounidense.

En el noveno diálogo titulado «La Constitución y la política exterior», estimó que México debe ir a una revisión del Tratado de Libre de Comercio, a una actualización y modernización, no solamente por las ventajas competitivas, sino también por las áreas económicas que han evolucionado como las ventas por Internet, que «no tienen ninguna referencia ni regulación en este tipo de tratados».

También consideró necesario hacer una revisión a todos los temas de la agenda que se tienen con el vecino país del norte como la migración, remesas, comercio, educación, fronteras, seguridad, narcotráfico y tráfico de armas, a fin de revalorar y reinventar la relación bilateral que pasa por un momento crítico.

Destacó que, frente a los acontecimientos internacionales, México se apoya en los principios rectores en materia internacional adscritos en el Artículo 89, fracción X de la Constitución, que dan al Poder Ejecutivo la facultad y responsabilidad de conducir la política exterior.

Entre esos principios normativos figuran la autodeterminación de los pueblos, la no intervención y solución pacífica de controversias, proscripción de las amenazas, igualdad jurídica de los estados, cooperación internacional para el desarrollo, respeto, protección y promoción de los derechos humanos, así como la lucha por la paz y la seguridad internacional.

Esos principios, detalló, se han ajustado y perfeccionado en la medida en que el país mantiene una mayor presencia internacional.

La diputada del Partido Verde, Jorgina Gaxiola Lezama, consideró que a partir de la elección del presidente de Estados Unidos se tiene un gran reto de modernización de la relación bilateral con ese país en los sectores político, económico y cultural.

«Compartimos una frontera de poco más de tres mil kilómetros con Estados Unidos; no existe ninguna que divida a dos países tan distintos en el mundo. En México somos casi 120 millones de habitantes y en Estados Unidos son 325 millones; en el mundo somos siete mil 400 millones de habitantes», indicó.

Todos los mexicanos, enfatizó la legisladora, están consternados, preocupados y molestos con lo que sucede con el país vecino del norte; sin embargo, aclaró, no es contra la nación estadounidense, sino contra las políticas de una persona que es su presidente.

El objetivo de llevar a cabo los diálogos, que se llevan a cabo el tercer miércoles de cada mes, es compartir la historia constitucional con la ciudadanía, a fin de que tenga conocimiento de las modificaciones realizadas de manera amena y transmisible.

En su oportunidad, la doctora en Derecho por la Universidad Nacional Autónoma de México, Iliana Rodríguez Santibáñez, resaltó que hoy la relación entre México y Estados Unidos es mucho más vital que el Tratado de Libre Comercio, porque «se trata de una cultura que nos une por los mexicanos que viven allá, por la estirpe que han desarrollado en esa nación y las aportaciones que nosotros desarrollamos a partir de una relación bilateral histórica».

Aseguró que «con o sin muros, la relación histórica es y será más vigente que nunca».

El doctor en Ciencia Política por la Universidad de California en San Diego, Luis Estrada Straffon, comentó que México, en la relación con Estados Unidos, ha tratado de mantener una correlación diplomática que respeta en todo momento los principios establecidos en el Artículo 89 fracción X de la Constitución.

Mencionó que en algún momento de la historia, particularmente en las guerras mundiales, el actuar de los gobiernos fue en defensa de la soberanía de cada nación; ahora es por el respeto de los derechos humanos que son ejes fundamentales de la relación entre naciones.

«Es aquí donde México tiene una ventaja sólida, pues ha mantenido su política acorde a lo adscrito en la Constitución, puntualizó.