CIUDAD DE MÉXICO, 12 de febrero, (LA RED SOCIAL / CÍRCULO DIGITAL).- No hay presupuesto para afrontar las deportaciones masivas de connacionales en EU, además de que no se cuenta con la capacidad suficiente para reinsertarlos social y laboralmente, ni cómo regresarlos a su lugar de origen en el caso de que no sean mexicanos.

La Presidenta del Grupo de Amistad México-Estados Unidos, diputada Martha Cristina Jiménez Márquez (PAN) pintó así de tajante la realidad ante el inminente regreso de miles de connacionales a nuestro país.

Juan Pablo Castañón, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), afirmó que “el principio fundamental para los empresarios es continuar con el Tratado de Libre Comercio para generar y comprometer inversiones que creen empleos dignos que eleven la calidad de vida de las personas a través de mayores oportunidades”.

Por ello, resaltó la importancia de que el Poder Legislativo acompañe al empresariado nacional en las negociaciones del TLCAN, porque en materia fiscal, ambiental y educativa se tiene que seguir trabajando en leyes que permitan a la planta productiva nacional ser más competitiva y exitosa en la conversión tecnológica. “Necesitamos permanecer en el modelo de apertura para atraer inversiones”.

Apuntó que los empresarios y los trabajadores mexicanos tienen que estar en la misma mesa de negociación para darle sus opiniones a los negociadores, a fin de que tomen en consideración las propuestas y preocupaciones de los factores de la producción, ya que sólo con la participación de la mano de obra la empresa logra ser más eficiente y productiva, y sólo puede defenderse generando valor agregado, oportunidades e ingresos.

Jacob Prado González, director general de Protección a Mexicanos en el Exterior, de la SRE, precisó que el Centro de Información y Asistencia a Mexicanos (CIAM) atendió 70 mil llamadas telefónicas en busca de consulta, asesoría y orientación, del periodo del 25 de octubre del año pasado al 31 de enero del presente, mientras que  del 31 de enero a la fecha se atendieron casi 25 mil.

Agregó que del 16 de noviembre pasado al 31 de enero de este año hubo 21 mil descargas de la aplicación gratuita MiConsulmex, la cual contiene información migratoria, así como datos de contactos y prestadores de servicios consulares, lo que representa el 10 por ciento del total de descargas desde que se lanzó esta App en 2013.

Además, para este año, se tienen programadas 465 jornadas sabatinas o dominicales, la puesta en marcha de 287 consulados móviles y 271 consulados sobre ruedas, a fin de acercar sus servicios, incluyendo los de protección a comunidades. “Muchas veces es difícil que los connacionales lleguen a los consulados por causa de los retenes migratorios”.

De igual forma, se aumentó el número de citas para trámites de matrícula Consular, pasaporte y actas de nacimiento. “Desde el 1 de noviembre de 2016 al 30 de enero pasado, se otorgó un millón 88 mil 470 documentos, lo que representa un aumento del 20 por ciento con respecto al mismo periodo del año anterior.

“Se extendieron los horarios de los departamentos de protección en todos los consulados, se aceleró la creación de ventanillas de asesoría financiera, ya que es muy importante para promover la bancarización de los mexicanos que habitan en Estados Unidos”.

Christopher Gascón, representante en México de la Organización Internacional de Migraciones, señaló que en los 11 puntos migratorios regresan un promedio de 600 personas al día, los que sumados a los que llegan directamente a sus poblados de origen, son alrededor de 4 mil personas a la semana.

Dijo que durante 6 meses, en los que tuvieron presencia en 4 cruces fronterizos, atendieron a 50 mil personas, de las cuales 27 mil aceptaron un boleto de camión para retornar a sus comunidades de origen, lo que significa que 23 mil se quedaron en la frontera con un probable propósito de retornar a su vida en el vecino país.

Al participar en las conclusiones del Foro de Diálogo “Escenarios y Prospectivas de la Relación México-Estados Unidos, la secretaria de la comisión, diputada Marcela González Salas y Petricioli (PRI), coincidió en que hoy México tiene una oportunidad para hacer una revisión hacia adentro y generar cambios que permitan el fortalecimiento del mercado interno.

Se congratuló de que estos acontecimientos ocurridos con Norteamérica hayan traído como consecuencia que los empresarios estén cada vez más cerca de los trabajadores y el gobierno, pues sólo con unión se logrará enfrentar cualquier adversidad.

Enfatizó que México debe tener una postura estratégica clara y definir ante el socio del norte que hay puntos que no son negociables, y resaltar que “somos un país fuerte y no esperamos que otros tomen las decisiones”.

El diputado del PRD, Agustín Basave Benítez, secretario de la Comisión de Relaciones Exteriores, indicó que al bullying ejercido por Estados Unidos no se le enfrenta con “apapachamientos y apaciguamiento sino con fuerza”, y México tiene cartas para lograrlo con una postura firme. Pidió no evadir el tema.

“México no está en la indefensión, puede hacer muchas cosas, pero nada de eso va a ser posible mientras se tenga la actitud de miedo, sumisión e inseguridad que ha tenido la Cancillería mexicana. Tiene que haber un cambio inmediato en la Secretaría de Relaciones Exteriores para tener la firmeza, fuerza, capacidad y dignidad que enfrente un enemigo de este tamaño”, aseveró.

Propuso diez acciones, entre las que destaca: revisar la costosa cooperación en narcotráfico y migración, vital para el vecino país, ya que “el gobierno mexicano le hace el trabajo sucio en ambos casos a Estados Unidos, al detener a migrantes centroamericanos y en la guerra contra el narcotráfico, nosotros ponemos los muertos y ellos a los drogadictos”.