Ciudad de México, 10 Enero (Mensaje Político/CÍRCULO DIGITAL).- El Grupo Parlamentario del Partido de la Revolución Democrática (GPPRD) en la Cámara de Diputados retó al Presidente Enrique Peña Nieto, a sentarse a discutir en lo inmediato, medidas de austeridad que contribuyan a obtener los recursos que la federación pretende captar a través del “gasolinazo”.

Jesús Zambrano Grijalva, Vicecoordinador del GPPRD sostuvo que “los puntos que hoy propuso el Ejecutivo con los sectores obrero y patronal, y que forman parte de un dizque Acuerdo para el Fortalecimiento Económico y la Protección de la Economía Popular, no van a servir de nada”.

 Y para acabarla de amolar, en lugar de decir: Logremos un gran Acuerdo Nacional de todos echando abajo el “gasolinazo”, nos amenazan con que “vienen otros desafíos y retos” para el país porque este, el del “gasolinazo”, no es el único.

 “Sí, ya nos han dicho que en febrero nos vienen otros ‘gasolinazos’ ¿Qué quieren? ¿Terminar de incendiar al país? Insisto en que el Presidente y la cúpula empresarial –en este caso concreto el Consejo Coordinador Empresarial- están jugando con fuego y se pueden quemar. No permitamos que esto suceda y por eso hay que seguir insistiendo en que se deroguen las reformas legales que permitieron el gasolinazo, que regresemos al esquema del 31 de diciembre y que, al mismo tiempo, entremos en un esquema de fortalecimiento de la principal empresa productiva del Estado que es Pemex.

Zambrano Grijalva sostuvo que con el Acuerdo signado esta tarde en Los Pinos “regresamos al esquema de esos viejos acuerdos que hacía el Presidente de la República en los tiempos en los que no existía una sociedad tan actuante y un pluralismo político tan vivo como los que hoy tenemos y siempre eran para lastimar a la mayoría del país, siempre eran para no contribuir verdaderamente al crecimiento del país y a evitar el enfurecimiento de la mayoría de la gente”.

“Esos tiempos –subrayó- ya se acabaron. Lo que hoy debió haber dicho claramente Peña Nieto era: Soy sensible, voy a tomar en cuenta la enorme protesta social que se está dando en el país, voy a sentarme con los legisladores para discutir en dónde podemos hacer recortes que no afecten a los programas sociales y, por lo tanto, que todo mundo nos apretemos el cinturón”.

 El PRD lo reta, exige abiertamente a Peña Nieto que nos sentemos de inmediato a discutir medidas de austeridad. Los puntos que hoy propone y que forman parte de un dizque “Acuerdo para el Fortalecimiento Económico y la Protección de la Economía Popular” no van a servir de nada.

De acuerdo con el legislador federal, lo que hoy serviría sería:

1)       Echar atrás, abajo, el “gasolinazo”.

2)       Decretar un aumento salarial de emergencia que, por lo menos, se ponga al nivel de lo que la propia Coparmex –que por cierto, no firmó el Acuerdo y que, desde luego es de llamar la atención- pero expresó claramente que debía subirse el Salario Mínimo al nivel que ha señalado el Coneval y que son, por lo menos, 89 pesos.  

“Al paso que vamos, toda la industria energética del país va a estar en manos privadas y no van a lograr que con su participación, bajen los precios sino que van a aumentar”.

¿A poco entonces con las medidas que hoy proponen sin metas ni compromisos concretos y claros ante el país, la gente se va a quedar cruzada de brazos y a quedar conforme? ¡De ninguna manera! No va a suceder eso y más cuando dicen: Esto no es todo, vienen cosas peores ¿eh? ¿Pues entonces de qué sirven estos acuerdos que expresan una irresponsabilidad y una enorme insensibilidad del presidente de la República?, cuestionó.

Finalmente, Jesús Zambrano advirtió que el presidente está aplicando la “política del avestruz”, y piensa que ocultando la cabeza la realidad, el descontento se va a terminar; pero –aclaró- no va a apagar el fuego con lo mismo que lo prendió por el hecho de salir con un discurso absolutamente superficial, lejano y abstraído de la realidad y del sentir de la gente. Esto no hace más que reflejar la insensibilidad del Ejecutivo, concretó.