Ciudad de México 17 de diciembre, (REDACCIÓN / CDMX MAGACÍN).- El gobierno de la Ciudad de México tiene una deuda con el Tribunal Electoral de la entidad que asciende a 7 millones 768 mil pesos con 47 centavos, debido a que no ha cubierto el presupuesto aprobado para ese organismo, correspondiente a los mese de julio a diciembre de este año, por lo que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación ordenó a la Secretaría de Finanzas liquidar el saldo.

En sesión pública, el Pleno de la Sala Superior ordenó a la mandataria local, Claudia Sheinbaum, cumplir la sentencia y notificar al órgano electoral capitalino el pago respectivo, que dentro de los primeros cinco días naturales posteriores a la notificación de dicha resolución.

Así mismo, se hizo un apercibimiento a las autoridades de la Ciudad de México para cumplir en tiempo y forma, de lo contrario se aplicarán alguna de las medidas de la Ley General del Sistema de Medios de Impugnación en Materia Electoral.

Mediante un comunicado el TEPJF recordó que el Presupuesto de Egresos de la CDMX aprobado para el ejercicio fiscal 2020 del Tribunal Electoral local fue de 250 millones 949 mil 214 pesos. A petición de la Jefatura de Gobierno para contribuir al combate de la contingencia sanitaria por el COVID-19, el Tribunal Electoral de la CDMX aprobó el 26 de junio y 1 de septiembre, mediante acuerdos plenarios, reducir su presupuesto de egresos por un monto total de 12 millones 307 mil 883 pesos, en atención a la Ley de Austeridad. La solicitud original de reducción por parte del gobierno local fue de 17 millones 94 mil 921 pesos.

El 2 de diciembre, el Tribunal Electoral de la CDMX impugnó ante el TEPJF que en julio, agosto, noviembre y diciembre, el Gobierno de la CDMX redujo de forma injustificada los montos de las ministraciones que debía entregarle, conforme con el calendario aprobado por la Secretaría de Administración y Finanzas del Ejecutivo local, lo que generó una afectación a ese órgano autónomo. El 15 de diciembre se amplió dicha demanda debido a que este mes dejaron de entregársele 2 millones 236 mil 86 pesos con 22 centavos, que suman los 7 millones 768 mil 53 pesos con 47 centavos; sostiene el documento.

De tal suerte, la Sala Superior consideró injustificada y unilateral la reducción, pues se debió acudir al Legislativo local para aprobar los ajueste necesarios; con ello se acreditó la vulneración a la autonomía de funcionamiento del Tribunal, en relación a su independencia presupuestaria y en conculcación al principio de división de poderes.