Connect with us

Deportes

Anti ‘fair play’ en Fórmula Uno

Published

on

+Cedió ‘Checo’, por contrato, el paso a Verstappen

+Hicieron 2-1 para Red Bull

+En el Gran Premio de España el rebase del holandés al piloto mexicano demostró que la escudería mantiene una jerarquía

+Pese a la molestia de Sergio Pérez, quien sumó su podio 18, la estrategia fue la correcta

+No hay injusticia, según versiones de prensa

 

Ciudad de México, 24 Mayo (CDMX MAGACÍN/JESÚS YAÑEZ).-Anti ‘fair play’ en la Fórmula Uno.

El resultado del Gran Premio de España puede estar marcado por la celebración del tercer podio de Sergio Pérez en la temporada 2022, el dominio que han conseguido con Red Bull en el Campeonato de Pilotos y por el hat trick (tres triunfos consecutivos) de Max Verstappen en la temporada, conseguidos en España, Miami e Italia.

Sin embargo, hay otra cara del triunfo en la que el piloto mexicano no estuvo de acuerdo, incluso, protestó: dejó pasar a Verstappen cuando llevaba la ventaja para rebasar a George Russell (Mercedes).

«Voy a hacerlo, pero es injusto», respondió Pérez ante la orden, quien llegó al podio 18 de su carrera, con un sabor agridulce en la boca.

 .

Chris Horner, jefe de la escudería austriaca señaló que la decisión fue correcta para el equipo y apeló a la comprensión del piloto mexicano.

Max y Checo Pérez hicieron el 1-2 en el circuito español, dejando a Russell en tercero.

“Dejé pasar a Max al principio, luego pensé en ese momento que podía pasar y no perder segundos cruciales para que mi estrategia funcionara. Pero, de todos modos, es un buen resultado de equipo, dijo el mexicano.

Reconoció estar “feliz” por el equipo, “pero tenemos que hablar más tarde. Creo que estuvo cerca. Pero al final es un gran resultado de equipo. Estoy feliz por ello”, añadió el piloto jalisciense.

Cuando se le preguntó sobre las frustraciones que había expresado en la radio del equipo, Pérez respondió:

“Estábamos en diferentes estrategias de neumáticos en ese momento”.

Así, Verstappen se apoderó del liderato del campeonato de la Fórmula, y se mantiene en defensa del título. En segundo lugar entró Pérez, acatando a regañadientes la orden de ceder la punta a su coequipero holandés. Ambos capitalizaron la falla mecánica que sufrió Charles Leclerc (Ferrari) cuando mandaba con autoridad en la carrera.

En la general, tras seis fechas, Verstappen suma 110 puntos, por 104 de Leclerc y 85 de Sergio Pérez.

Verstappen necesitó que Checo, le diera una mano para conseguir su cuarto triunfo de la temporada. Pérez se puso al frente de la carrera luego del abandono de Leclerc y su equipo le instruyó dejarse rebasar por Verstappen en la vuelta 49 de las 66 en el Circuito de Cataluña.

“No fue un inicio fácil de carrera, pero supimos darle la vuelta», dijo Verstappen, quien venía de victorias en Imola y Miami.

“Gracias al equipo por su magnífico trabajo y a Checo, un tremendo compañero”, elogió.

Leclerc parecía perfilado a salir airoso tras defender su pole en la largada, más aún porque Verstappen hizo un trompo y se salió de la pista. Pero todo se torció cuando el motor de su monoplaza empezó a perder ritmo en la vuelta 27.

“¡No! ¡No! ¡No! ¿Qué ha pasado?”, gritó por la radio. Su coche nunca pudo salir del garaje mientras Leclerc recibía palmadas de consuelo en la espalda de sus mecánicos.

Lewis Hamilton, cinco veces ganador en Montmeló, remontó desde muy atrás para quedar quinto, por detrás del Ferrari de Carlos Sainz. El heptacampeón se rezagó en la primera vuelta cuando su Mercedes debió cambiar neumáticos.

Verstappen se salió de la pista –incidente que Red Bull atribuyó a una ráfaga de viento– en las primeras vueltas, pasando del segundo al cuarto sitio.

Sin embargo, luego del infortunio de Leclerc, su suerte cambió drásticamente.

El jefe de Ferrari, Mattia Binotto, señaló que la escudería analizará lo ocurrido para determinar el desperfecto.

“La potencia del monoplaza sufrió un fallo”, explicó.

No es fácil ejecutar rebases. Los ganadores de la pole han triunfado 23 de las 32 ocasiones que la carrera se ha disputado en el circuito de 4.6 kilómetros.

Leclerc, Russell y Pérez se turnaron el liderato, pero Verstappen fue el primero en cruzar la meta, gracias a un acto de generosidad.

Antes de subir al podio por primera vez en España, Pérez evadió hablar sobre las órdenes del equipo. Aunque después habló.

Valtteri Bottas fue sexto con su Alfa Romeo. Esteban Ocon, séptimo con Alpine. Lando Norris quedó octavo con McLaren. El español Fernando Alonso (Alpine) remontó posiciones desde el último lugar y quedó noveno, por delante del Alphatauri de Yuki Tsunoda.

La próxima carrera será en la casa de Leclerc: Mónaco.

-¿Se puede considerar como injusta la decisión de pedirle a Checo Pérez dejar que Verstappen lo rebasara?

Preguntó el diario El Economista a Marco Tolama, analista del deporte motor con 40 años de experiencia, Director de ‘Auto y Pista’ y la voz oficial del Gran Premio de México.

Responde:

“No es injusto. Porque lo dicta el reglamento. Es por contrato. Hay cláusulas claras de que Checo es un piloto que está corriendo para ayudar a Max Verstappen a lograr su objetivo a ser campeón, que ya lo hizo (temporada 2021)”.

No es la primera vez que Checo Pérez protesta por dejarse rebasar.

Cuando en Racing Point Force India era compañero de Esteban Ocón, el equipo le pidió en el Gran Premio de Canadá dejarlo pasar, pese a que Pérez iba más rápido.

Hoy, Checo a los 32 años de edad, en su segunda temporada con Red Bull, en la que hasta ahora, ha conseguido un total de ocho podios, puede tener más confianza de los directores.

 Pero, analiza Tolama:

“Nadie que se sabe experimentado, con talento, con las armas para ganar las carreras le es fácil aceptar que te limiten, aunque en el contrato esté estipulado. En Miami, también Max tuvo problemas y Checo tuvo que dejarlo pasar”.

Abunda:

“Si llega un momento en el que Max y Checo están peleando el primer lugar y están teniendo una confrontación directa, el equipo decidirá quién tiene la victoria garantizada, pero en un duelo primero, es Max, es mantener las posiciones”.

Ser el ‘wingman’  –segundo piloto en la jerarquía– es algo que no siempre deja conforme a los pilotos durante la estrategia de la competencia. Las diferencias se han mostrado evidentes en casos como el de Valtteri Bottas y Lewis Hamilton con Mercedes, o en Ferrari con Carlos Sainz y Charles Leclerc. Incluso, más atrás en la época de Ayrton Senna.

En julio del 2018 la polémica salió a la superficie cuando el jefe del equipo Mercedes, Toto Wolff, calificó a Bottas como un «wingman» por defenderse de los Ferrari mientras Hamilton lograba la victoria en Hungaroring, GP de Hungría.

A Bottas no le pareció la referencia y sugirió charlar con el equipo Mercedes, pues consideraba que gracias a su desempeño se había logrado competir con la escudería italiana.

En una entrevista con Planet Fórmula 1, Bottas habló sobre el momento en el que se dio cuenta de que era un «segundo piloto» en Mercedes, y fue cuando le pidieron que le diera la delantera a Lewis Hamilton en Rusia en 2018.

“Sí, fue duro. Sabes, obviamente, tomé una decisión, lo hice, aunque apreté los dientes. Realmente no me sentí bien, porque soy un corredor. Pero lo hice por el equipo. Pero también creo que, en ese momento, todo se volvió un poco más complicado por el resto de la temporada”, narró.

Porque, añadió “me di cuenta de que, ‘OK, mi papel ahora es básicamente ayudar’, y realmente no pude digerir eso. Y luego, no tuve la mentalidad correcta para el resto del año”.

El ex piloto brasileño Ayrton Senna, una de las máximas estrellas del campeonato en la década de los noventa, tuvo 10 coequiperos, entre ellos, al austriaco Gerhard Berger. Sin embargo, no logró los resultados que se esperaban.

La polémica se suscitó cuando en 1991, la situación no fue mejor para Berger, quien apenas sumó un triunfo en Japón, esto mientras Ayrton consiguió siete para sumar su tercer y último campeonato del mundo dentro de la Fórmula 1.

“Ha ocurrido en la Fórmula 1 antes, Ayrotn Senna le regaló una victoria al austriaco Gerhard Berger, quien se molestó por el alto nivel de competitividad que es el campeonato, prefirió que Senna no le hubiera ayudado en ganar puntos”, recuerda Tolama.

Continue Reading

Deportes

Convierte Uruguay en queso gruyere a súper Ratones Verdes: 3-0

Published

on

+Pudo ser más escandaloso el marcador como aquel 7-0 ante Chile

+Doblete de Edinson Cavani, uno de ellos excelso

+ El Tri, sin idea, parece jugar con balón cuadrado 

+Pero eso le cuesta caro

Ciudad de México, 03 Junio (CDMX MAGACÍN/JESÚS YAÑEZ).-Cuando sonó el silbatazo final Tata lanzó un prolongado resoplido de alivio, inflando sus mofletes. Consciente que pudo ser más escandalosa la goleada del Tri, 0-3 ante Uruguay en uno de los gustados ‘partidos moleros’ en Estados Unidos. Al final, los súper Ratones Verdes, tras de que sus rivales los convirtieron en queso gruyere, recibieron abucheo generalizado –de casi 60 mil aficionados– que sonó a amarga serenata nocturna.

Y la luna sonreía con desolado desdén.

Durante el encuentro hubo lastimosos momentos de los futbolistas mexicanos: parecen, como dicen con sorna en los barrios de la ciudad de México, jugar con balón cuadrado.

Después de que al 54′ cayó el 3-0 hubo momentos que era más fulbito, cáscara, chunga, para los sudamericanos. El Tricolor deambulaba en un desolador desierto de mediocridad. Nunca apareció un oasis de brillantez en las piernas mexicanas. Se paseó la tenebrosa sombra de la goleada de aquel 7-0 ante Chile en aquella infausta Copa América de 2016.

Con esta derrota en su gira de preparación rumbo al próximo Mundial de Qatar, el conjunto tricolor, dirigido por Gerardo Martino, cortó su racha invicta en este año, en el que acumulaba ocho partidos sin perder.

México registró ante Uruguay su segunda peor derrota en la era del entrenador Gerardo Martino –y su racha invicta este año– al caer, gracias a un doblete del delantero del Manchester United, Edinson Cavani (46’ y 54’), así como uno más de Matías Vecino al 35’.

Fue el resultado fallido de una serie de experimentos en el parado táctico ante un rival que está llamado a ser protagonista en el Mundial de Qatar.

La primera sorpresa del partido la dio Gerardo Martino con su esquema táctico. Luego de que el estratega argentino se ha caracterizado por utilizar el sistema 4-3-3 a lo largo de su gestión, inició el duelo ante Uruguay con línea de cinco defensas, dos contenciones y tres atacantes.

A pesar del sorpresivo esquema táctico, México contó en su alineación con una columna vertebral de experiencia incluso internacional, contando con nombres como Néstor Araujo, Gerardo Arteaga, Edson Álvarez, Érick Gutiérrez, Jesús Manuel Corona y Raúl Jiménez, todos militando en clubes europeos.

Sin embargo, el rival también mandó a gran parte de sus joyas europeas desde el arranque, contando desde el capitán Edinson Cavani hasta Federico Valverde, quien hace menos de una semana levantó el título 14 de Champions League con la camiseta del Real Madrid.

Además de Ronald Araujo, defensa del Barcelona, José María Giménez, del Atlético de Madrid, y Matías Vecino, mediocampista del Inter de Milán.

Uruguay llegó a este partido con una racha de cuatro victorias consecutivas en las eliminatorias mundialistas de Conmebol, incluyendo las visitas a Paraguay y Chile.

Gracias a ese impulso de 12 puntos, el conjunto charrúa pudo meterse entre las cuatro plazas directas a Qatar bajo la dirección técnica de Diego Alonso, ex entrenador de Pachuca y Monterrey en la Liga MX.

Con ese empuje, Uruguay dominó el balón desde los primeros minutos contra México. En cuestión defensiva, sus jugadores llegaban a hacer marca de tres a uno a los atacantes roedores, mientras que cuando tenían la posesión sacaban brillo al jugar al primer toque.

El primer aviso contra el arco de Alfredo Talavera lo dio una de las grandes estrellas del equipo uruguayo, el mediocampista del Real Madrid, Valverde. A los 13 minutos cimbró el poste derecho de México con un zurdazo potente que dejaba entrever la insistencia que tendrían los sudamericanos hacia la puerta rival.

El propio Valverde junto a Cavani y Nicolás De la Cruz eran los más peligrosos al ataque, pero la variante de mayor creación para el conjunto uruguayo vino por parte de su extremo derecho: el joven de 20 años, Facundo Pellistri, cuya carta pertenece al Manchester United (aunque se encuentra cedido al Alavés de España).

Pellistri fue la clave que hizo ver la fragilidad de la línea de cinco de Martino en zona defensiva, ya que con su velocidad y desbordes dejó tirado en más de una ocasión a Jesús Angulo y a Gerardo Arteaga, los responsables de cuidarlo desde la franja izquierda de México.

El primer gol cayó por cuenta de un tiro de esquina que primero remató Cavani completamente solo dentro del área chica.

Aunque Talavera reaccionó lo suficiente para desviarlo, el rebote quedó a menos de un metro de la línea de gol y lo aprovechó Matías Vecino para empujarlo sin ninguna marca encima.

México tuvo su primer tiro franco a la portería de Sergio Rochet hasta el minuto 40, cuando Érick Gutiérrez filtró una bola al espacio a Raúl Jiménez y este disparó precipitado con la pierna izquierda, sin ninguna señal de peligro.

Pero esa era la muestra del poderoso dominio uruguayo.

Aunque México rebasó en posesión (51% contra 49) a Uruguay, la escuadra sudamericana daba más toques con eficiencia y con peligro inminente, cosa que los seleccionados tricolores nunca concretaron por más que se esforzaban.

El segundo gol charrúa cayó apenas a los 15 segundos de haber iniciado el segundo tiempo gracias a otra feroz descolgada por derecha por parte de Pellistri, quien dejó solo por el centro a Cavani a la altura del punto penal.

Otra vez el propio Cavani, esta vez con un disparo desde fuera del área, se encargaría de marcar el 3-0 apenas ocho minutos después de colocar el segundo, confirmando su primer doblete con su escuadra nacional desde que enfrentó a Portugal en la Copa del Mundo de Rusia 2018.

México nunca pudo reaccionar con verdaderas ocasiones de peligro.

Hasta el minuto 86 tuvo otro disparo al arco por parte de Héctor Herrera, pero sin una proximidad de gol real.

Martino soportó hasta el minuto 58 con su línea de cinco y regresó a su conocido esquema de 4-3-3, pero no fue suficiente para revivir en el marcador.

En los 55 partidos que ha dirigido Gerardo Martino a la selección mexicana desde marzo de 2019, solo dos equipos le han podido ganar por diferencia de tres goles o más: Argentina, que lo venció 4-0 en septiembre de 2019, y Uruguay, con el 3-0 del 2 de junio de 2022.

Debido a este resultado, México vio cortada su racha de nueve partidos sin derrota (no perdía desde el 1-2 contra Canadá en noviembre) y ya suma cuatro derrotas en sus cinco juegos más recientes contra Uruguay.

Eso dejó en silencio parcial a los 57,735 aficionados que se dieron cita en Phoenix para ver este partido.

La próxima prueba del Tri de Gerardo Martino será Ecuador (el domingo), otra selección sudamericana clasificada al Mundial de Qatar.

Será la tercera de cinco pruebas que enfrenta en 17 días, ya que las próximas dos serán rivales del área de Con-caca-f: Surinam y Jamaica, en el inicio de la Nations League el 11 y 14 de junio, respectivamente.

Continue Reading

Deportes

Canelo: perdí, pero volveré a intentarlo

Published

on

+Peleará contra el kazajo Gennady Golovkin, en septiembre

+“Soy una persona muy perseverante”, presume

+Desmedido elogio de la prensa mexicana para el púgil mexicano

+El pugilista y empresario tapatío Saúl Álvarez presentó ayer el torneo No Golf, No Life

 

Ciudad de México, 25 Mayo (CDMX MAGACÍN/JESÚS YAÑEZ).-Desmedido elogio de la prensa mexicana para Saúl Álvarez.

Canelo no conoce otra lengua que la competencia, opina el diario La Jornada en su edición de hoy. La conoce y la habla con solvencia, un idioma que implica el esfuerzo arduo por tratar de ser el mejor e imponerse retos, no importa si en el camino se le cruza alguna derrota, como recién le pasó cuando quiso triunfar en los semipesados, agrega la publicación supuestamente de izquierda.

Estima que a  principios de mayo, el ruso Dmitry Bivol venció a Saúl Álvarez por decisión unánime con «una estrategia» a medio camino entre «la inteligencia y la fuerza».

El segundo revés en su carrera, que, sin embargo, no le dejó la moral demolida.

“Desafortunadamente perdimos”, pluraliza la derrota el púgil tapatío.

Pero eso no quiere decir, aclara, “que no lo voy a intentar otra vez. Lo importante es la perseverancia, yo soy una persona muy perseverante y vamos a hacerlo de nuevo”.

Y antes de que crezca la duda, Canelo adelanta que la siguiente pelea será contra su antiguo rival, el kazajo Gennady Golovkin, con quien sostendrá un tercer combate en septiembre.

También, por si hiciera falta, advierte que queda pendiente la revancha ante Bivol.

“Lo seguro es que regresamos en septiembre”, aclara Canelo.

Explica:

“Ya teníamos ese contrato; tenemos que seguir lo que empezamos y esas son las dos peleas más importantes en el boxeo: la de Golovkin y la revancha con Bivol”.

Perder es una sensación que él conoce en dos episodios amargos. El primero ante el taimado Floyd Mayweather, cuando Canelo aún era una joven promesa que aprendía el oficio y fue una caricatura boxística sobre el cuadrilátero.

El segundo, este reciente tropiezo, con un Saúl maduro y en la cúspide del éxito.

“Pero que no pudo ante un peleador más grande que sacó todo el provecho a esa superioridad”, justifica el periódico.

Si en la categoría supermediana, donde conquistó los cuatro cinturones de campeón, no había nadie más que pudiera derribarlo del trono, Saúl pensó que podría hacer lo mismo un peldaño más arriba y subió a la división semipesado.

La apuesta no prosperó y tuvo que asimilar la derrota:

“A nadie le gusta perder», insiste el pelirrojo.

Es, acepta, «un sentimiento muy feo. Pero hay que tener valor para reconocerlo”.

Aunque hay detractores que estiman que Canelo es una impostura sobre el ring, reflejo de la crisis del boxeo mundial, La Jornada está convencida que “no sólo es un hito” en el éxito deportivo mexicano.

Según el periódico, “pocos en este país” han alcanzado una “cima” (sic) de popularidad internacional (sic) semejante a la del tapatío, quien además de la “habilidad en el pugilismo, también ha dado señas de saber moverse en otros campos”.

 Por ejemplo, estima la publicación, “en el agua de los tiburones mercantiles. Los negocios son otra división en la que quiere triunfar”.

Y “fiel a su instinto depredador en los terrenos que exigen la máxima competencia”, agrega el diario, “el pelirrojo se ha obsesionado con el golf”.

Cuando no trabaja de manera disciplinada en el gimnasio de boxeo, aprovecha el tiempo jugando en los verdes campos de ese juego calmo.

“Tengo la iniciativa de apoyar el talento en diferentes ramos y este torneo es para impulsar a los mexicanos, sacar cualidades y que haya más campeones internacionales en nuestro país”, resume.

Estas declaraciones las hizo durante la presentación del torneo No Golf, No Life, paráfrasis de su marca No Box, No Life. Una competencia benéfica realizada ayer en el club Bosque Real, la cual buscará apoyar a jóvenes promesas, porque está convencido que este país desborda de gente con cualidades a la que hace falta impulsar.

“Cuando empecé en el deporte no tuve apoyo, sé lo que se siente no tenerlo”, recuerda Canelo y pasa por su mente cuando en la infancia y adolescencia vendía paletas en la zona conurbada de Guadalajara para apoyar la frágil economía de su casa.

Por eso, enfatiza, “quiero brindar lo que pueda para el golf o el boxeo, para que los niños tengan oportunidades de crecer y realizar sus sueños”.

No hay que olvidar que Ignacio Beristáin, forjador de casi una treintena de campeones mundiales –hombres y mujeres— suele decir, entre ellos a Balón Cuadrado, que prefiere ver futbol, sobre todo cuando juega Cruz Azul, equipo de sus amores, que mirar una pelea del Canelo.

El que sabe, sabe.

Continue Reading

Deportes

Crónica en tres actos: 5a. Generación del Salón del Periodista Deportivo de México

Published

on

+ A partir de ayer,  Jorge Bermejo García se llamará ese recinto, en honor del de decano de la crónica nacional, de 93 años de edad

+El padrino Carlos Slim, emocionado recibió, para su impresión y publicación, los libros Alas de Papel, anecdotario de reporteros de este gremio, y la historia de la Femecrode, fundada hace 30 años

+Fueron dos horas de imborrable y apasionada camaradería en honor de 34 cronistas

 +Quizá como en ninguna de las otras cuatro ceremonias

Ciudad de México, 19 Mayo (CDMX MAGACÍN/JESÚS YAÑEZ).-Suave trinar de pájaros desde ancestrales árboles de la Magdalena Mixhuca y el ardiente sol de mediodía –sinfonía que endulzaba los oídos, enceguecedora luz– dieron involuntario brillo a la ceremonia de la quinta generación del Salón del Periodista Deportivo de México. El inmueble del acto fue la sede de la Confederación Deportiva Mexicana, rodeada de un inmarcesible verde.

Fueron dos horas de imborrable y apasionada camaradería.

Quizá como en ninguna de las otras cuatro ceremonias: crónica en tres actos.

Unidos por una historia indeleble de vida personal y profesional que se resume en siete letras: palabra.

Vocablo, espíritu mágico de este oficio desde tiempos inmemoriales.

Reconocimiento de iguales entre iguales.

Fue un inolvidable ejemplo de unidad gremial: sin filias ni fobias.

Histórico parteaguas del periodismo nacional, más allá de la fuente de deportes, en momentos aciagos para la libertad de expresión en México, como nunca antes.

Henchidos de orgullo, pasión e historia, 34 comunicadores –algunos con más de 30 años, otros superan cinco décadas de oficio reporteril– recibieron vítores y salvas de aplausos –que retumbaron las cuatro paredes del auditorio ‘José García Cervantes’ de la Codeme–; reconocimiento de unos 200 asistentes. Entre ellos familiares, invitados especiales, representantes de medios de comunicación y funcionarios.

En total, ya suman 176 integrantes de ese emblemático recinto, fundado en 2014: hombres y mujeres de todo el país, que incluye fotógrafos.

De todos colgaba una sonrisa de gratitud, solidaridad, satisfacción del deber cumplido, atenazados de gozo y goce, como infantes que juegan canicas, trompo, yo-yo…

Conscientes que fueron, son y serán cordón umbilical entre información y sociedad.

Estuvieron presentes, también, entre otros, el director de la Codeme, Francisco Cabezas; Javier Hidalgo, director de Indeporte en esta capital; el Príncipe de Camerún, Jean Louis Bingna; Evencio Flores, presidente de la Federación Mexicana de Cronistas Deportivos (Femecrode), así como representantes de este organismo en el interior de la República.

Hubo tres momentos inolvidables antes, durante y después de la ceremonia que decantaron en entrañable caos: fue la sal del acto.

Pero como decía un reportero:

“Un acto de periodistas que no tenga desorden, es que no es de periodistas”.

Porque, de manera natural, son irreverentes, iconoclastas, irremediablemente rebeldes, sin faltar al respeto.

                                                                                   I

Previo a la ceremonia oficial hubo un simbólico acto que los homenajeados desconocían. Y que, como era la intención, los tomó por sorpresa: la develación de la placa, en el aula –unos 40 metros cuadrados, anexo al auditorio– del museo del Salón del Periodista Deportivo, por Carlos Slim Domit –hijo del empresario más rico del mundo de 2010 a 2013–, con el nombre del presidente de este recinto en letras doradas con fondo negro:

Jorge Bermejo García.

Inconmensurable decano, 93 años de edad. Como ningún otro, de ellos, 77 están dedicados a la crónica, reportajes, entrevistas y notas informativas.

Slim, de más de 1.80 de estatura, rostro impertérrito, escuchó las intensas palabras de agradecimiento de algunos colegas, acorazadas de indescriptible emoción, por apadrinar esta generación, en favor del gremio.

Respondió con la misma calidez. Agradeció la deferencia, con un breve discurso cálido.

Además de Bermejo, también recibieron placa de reconocimiento, con su foto, tres irremplazables pilares de este Salón: José Garduño, Artemio Cano y Juan Manuel Damián.

Los cinco, dieron unos 30 pasos para dirigirse al estrado y encabezar la ceremonia.

Había público expectante.

Bermejo se refirió con sentidas palabras a la histórica vulnerabilidad laboral de los cronistas deportivos durante los 77 años que han sido testigos durante su vida profesional. La mayoría como subdirector del diario La Afición.

Después de referirse a Aristóteles y su filosofía sobre la felicidad, soltó una apasionada defensa del gremio que tenía atada al corazón con un hilo invisible de pasión:

“Siempre he luchado porque se haga justicia –salarial—a los cronistas deportivos. Me muero de tristeza cuando veo que tienen una vejez muy complicada”.

Hay quienes, literalmente, viven en la miseria, después de haber cubierto innumerables juegos centroamericanos, panamericanos, olímpicos, mundiales de futbol…

Descendieron del cielo al infierno.

Slim secundó:

“Quiero destacar la importancia del trabajo que todos ustedes hacen. El deporte es parte de la esencia como sociedad, para nosotros ustedes son parte fundamental de lo que hemos hecho”.

Agradeció la labor informativa de los periodistas presentes.

Porque, puntualizó, “ese trabajo de difusión permite que estos proyectos sigan creciendo. Por ejemplo, permitió que el Gran Premio de la Ciudad de México continuará gracias al trabajo de ustedes”.

Todo esto es posible, añadió, por la cobertura, crónica, crítica, opinión, de los comunicadores.

También, puntualizó, “esto incentiva que cada vez más jóvenes quieran dedicarse al deporte que sus ídolos practican. Ustedes conectan al deporte y deportistas con la sociedad. Me siento muy honrado de ser padrino de la quinta generación. Este reconocimiento es un estímulo para todos”.

Además de él, los anteriores personajes que han apadrinado las generaciones previas, han sido: Jesús Mena Campos, medallista olímpico, el entonces senador Marco Antonio Blázquez Salinas, el ex futbolista Manuel Negrete y el empresario José Abed.

                                                                          II

En otra emotiva acción, José Santoyo, maestro de ceremonias con Malena Alarcón –nieta de Jorge Sony Alarcón— solicitó, con voz de trueno, que se hiciera entrega a Slim de dos libros que serán parteaguas gremial: Alas de Papel, anecdotario de periodistas deportivos del Salón y la historia de 30 años de la Federación Mexicana de Cronistas Deportivos. Ambos suman más de 500 páginas.

Con esos ejemplares en cada mano –como el padre que presume ufano a sus hijos–, los mostró a la prensa y a los presentes con su rostro de infante travieso.

Mostró sus marmóreos dientes perfectos de actor de Hollywood.

Una intensa lluvia de flashes de celulares y cámaras fotográficas iluminó su cuerpo.

Hubo otra fugaz metralla de aplausos.

                                                                        III

Inició la entrega de reconocimientos, placa y pluma dorada, símbolo del oficio del cronista.

Hubo un momento, el tercero, que paralizó los corazones y colocó el alma en vilo.

Fue la escena cuando Emilio Fernando Alonso, destacado y entrañable cronista de Tv-Azteca, ahora en TDN de Televisa, escuchó su nombre para recibir su galardón. Por los problemas de salud que sufre hace algunos años, caminaba lento, apoyado en un bastón de metal rumbo al estrado.

Sufre secuelas de un derrame cerebral que lo aquejan hace más de 20 años.

Intentaba acercarse al podio de honor para recibir su reconocimiento, ayudado por varios colegas.

Su cuerpo necio no hacía caso a lo que ordenaba su cerebro. El ambiente se tiñó de un sentimiento desolador.

Cuando lo vio Slim, soltó preocupado, sensible a la escena, levantándose de su asiento:

“¡No, esperen un momento. Bajo y lo entrego allá!”

Descendió los tres pasos de los escalones hacia el pasillo.  Ahí abajo realizó la entrega de los demás galardones. A partir de ese momento se rompió la rigidez del protocolo y se relajó el acto.

El mismo Slim entró en una grata laxitud beatífica.

Lo rodeó una nube de reporteros, fotógrafos y camarógrafos. Los maestros de ceremonias –Malena Alarcón, nieta de Jorge ´Sony´ Alarcón y José Santoyo– los conminaron desde el micrófono a volver a su lugar para que pudieran ver los demás presentes.

Todos hicieron caso omiso. Como debía ser.

Epílogo

El resto de la ceremonia se realizó sin contratiempos, en medio de la algarabía que la hizo parecer verbena.

Los nuevos miembros del Salón, son:

Irma del Carmen Cuevas Rivero, Lilia Alejandra Hernández Fierro, Graciela Reséndiz Reséndiz, Mac Reséndiz, Reséndiz, Jorge Aguilar Ponce, Emilio Fernando Alonso Rubí, Ricardo Argudín Ramírez, Guillermo Enrique Ávila Cortés, Sergio Bañuelos de la O, Francisco Barón Torres, Jaime Humberto Barragán Ávila, Enrique Burak Sacristán, Juan Castillo Borja, Alejandro Cota Miranda.

Así como:

Jorge de la Serna Marroquín, Jorge Guzmán Torres, Diego Hernández Tejeda, Felipe Ramón León Romo, Mauricio Meza Moreno, Héctor Navarrete Rodríguez, Gerardo Peña Kegel, Ángel Peña Troncoso, Josafat Ramírez Márquez, Alberto Rico Santacruz, Víctor Rodríguez Ocadiz, Roberto Ruvalcaba Maldonado, Carlos Serrano Bazán, José Luis Simón Rodríguez, Arturo Solano Ortiz, Óscar Soria Noriega, Roberto Sosa Calderón, Javier Trejo García, José Luis Vargas Espinoza y Antonio Zamora Ramírez.

Al final varios integrantes del Salón del Periodista Deportivo de México dijeron, en charlas por separado, a Balón Cuadrado, que Slim se fue con un “gratísimo” sabor de boca por la experiencia vivida y vívida.

Y pidió que lo volvieran a invitar.

Hasta los pájaros, con su orquestal trinar despidieron a Slim. Iba a  bordo de una lujosa camioneta negra, al parecer blindada, con su orquestal trinar. Iba seguido de un carro blanco, con tres guardaespaldas.

Eso sí: que siga uniéndonos la palabra.

Continue Reading

Trending

Reporte Miguel Hidalgo