+Autoriza parcialmente expresiones políticas y sociales de atletas

+Los deportistas no podrán manifestarse durante sus pruebas ni en los podios ni durante los himnos

+Tampoco en las ceremonias de inauguración y de clausura

+ Tokio registra su mayor número de contagios

Ciudad de México, 02 Julio (CDMX MAGACÍN/JESÚS YAÑEZ).-  Relaja su mano dura contra la libertad de expresión el Comité Olímpico Internacional. El COI, ante las presiones sociales, autorizó a los competidores que estarán en Tokio expresar sus opiniones políticas, hasta que comiencen las pruebas.

En una guía actualizada para los deportistas, el COI modificó un punto del reglamento sobre su derecho de expresión.

Precisa que podrán dar su opinión sobre temas políticos o sociales cuando hablen con los medios de comunicación, durante las reuniones del equipo, en las redes sociales e incluso antes del comienzo de las pruebas a las que se presentan.

Se trata de una revisión del artículo 50 de la Carta Olímpica, que hasta entonces prohibía cualquier manifestación o propaganda política.

Muchos la consideraban fundamental dado que numerosos deportistas mostraron su apoyo a movimientos como Black Lives Matter (Las vidas de los negros importan) que simboliza la lucha contra el racismo.

Varios deportistas, jugadores de baloncesto (NBA) o futbol americano (NFL), se han acostumbrado a hincar una rodilla en el suelo y levantar el puño antes del comienzo del partido en un gesto que se ha vuelto simbólico.

También pueden vestir prendas (camisetas) que muestren opiniones.

“Esta nueva guía es el resultado de una consulta a gran escala con los atletas”, declaró Kirsty Coventry, presidenta de la comisión de los atletas en el COI.

Sin embargo, los competidores no podrán manifestarse durante sus pruebas, ni en los podios ni durante los himnos, así como tampoco en las ceremonias de inauguración y de clausura.

El COI recuerda que los atletas deben respetar los principios del Olimpismo, no deben apuntar a personas en particular, a países, organizaciones ni dañar a las personas en su dignidad.

De incumplirlo se exponen a una sanción. Aunque no se precisa cuál.

Mientras tanto, Tokio registró ayer su número de contagios diarios más elevado en cinco semanas, con un total de 716 nuevos casos registrados, a 20 días del comienzo de los Juegos Olímpicos.

La situación es tal que el gobierno japonés y otros organizadores de los Juegos planean celebrar una reunión, posiblemente la próxima semana, para revisar la actual política que contempla la limitación del número de espectadores a 10 mil por sede, según fuentes cercanas a las negociaciones citadas por la agencia oficial de noticias Kyodo.